Paradojas en la historia de estilo Yang

En primer lugar aclarar que yo soy practicante del estilo Yang, con lo que animadversión contra el sistema, muy poca.

Todo lo que sigue viene a colación del uso actual (y posiblemente también en el pasado) del “linaje” como escudo contra las críticas.

Un linaje solo indica que tienes un profesor que desciende de modo directo a través de un cierto número de generaciones, del fundador del estilo. Eso significa que ha tenido acceso a toda la información y conocimientos que atesora un determinado estilo, pero , ¿es eso necesariamente cierto?.

El estilo Yang aparece cuando Yang Luchan que había sido alumno de Chen Chanxing, maestro en la aldea de Chenjiagou, llega a ser instructor de la familia imperial y de su guardia. No existía en su época un reconocimiento mayor al que un artista marcial pudiera optar.

El caso es que el arte que aprendió Yang Luchan (no uso el término Tai Chi Chuan, pues este nombre sería adoptado varios años después en la corte a raíz de un comentario elogioso hacia Yang Luchan por parte un letrado de la época), salió de la familia Chen. Hay una cierta controversia sobre si Chen Changxing le enseñó el sistema de la familia o por contra otro estilo, o una versión propia del mismo influenciado por las enseñanzas de un maestro ajeno a la familia.

Tradicionalmente, se enseñaba sólo a la familia y por lo general, era el hijo varón mayor el que heredaba el estatus de “cabeza del estilo”, siendo el único que recibía sin ninguna reserva todo el conocimiento del anterior “guardián del estilo”. Que se enseñase a alguien ajeno a la familia era algo inusitado y que encima esa persona llegara a ser el referente a nivel nacional de dicho estilo, un fenómeno único.

El estilo Yang en su primera generación (Yang Luchan), genera varios “descendientes”. Los hermanos Wu, de Yongnian, que pronto de “independizan” de la familia Yang creando su propio estilo estilo (Wu-Hao), Quan Yu, cuyo hijo Wu Jian Quan, sería el involuntario fundador del estilo Wu, los propios hijos de Yang Luchan, Yang Panhou y Yang Chienhou…

Tradicionalmente, el estilo debería haber sido heredado por el hijo mayor de Yang Luchan, pero según distintas versiones, a la muerte de su padre prefirió dejar la práctica y vivir como agricultor. Otras versiones apuntan a que murió joven y lo más probable es que antes que su padre.

El siguiente “heredero” del estilo Yang sería el segundo hijo de Yang Luchan, el maestro Yang Pan Hou. Se sabe que a diferencia de su padre (Yang Luchan era analfabeto), recibió una esmerada educación, entre otros del alumno de su padre Wu Yuxian. Era sin duda el candidato idóneo para heredar el cargo de patriarca del  estilo, pero…

En primer lugar está la “molesta” figura del Quan Yu, un alumno de Yang Luchan, que por motivos protocolarios y para evitar que un simple guardia tuviera por “hermanos de práctica” a nobles miembros de la familia imperial, fue conminado a hacerse formalmente alumno del hijo de su maestro, Yang Panhou. Lo curioso es que está documentado que el propio Yang Panhou le recriminó a su padre haber enseñado demasiado a Quan Yu, pues enfrentados, éste le superaba en la práctica de tuishou. Sabiendo del irascible carácter de Panhou, es de imaginar que no se trataba de simples y amables empujoncitos…

Otra historia cuenta que a la muerte de Yang Luchan, uno de sus alumnos, continuador de la línea “Tai Chi Chuan Yang Imperial”  puso en duda el nivel de Yang Panhou, venciéndole.  Yang  Panhou habría pedido la tradicional revancha a los tres años, preguntándole entonces su adversario si había aprovechado el tiempo para entrenar y mejorar. Ante la respuesta enfadada y afirmativa de Yang Panhou, su rival simplemente habría saludado y declinado el combate llamando a Yang Panhou “maestro” aceptando con ello el estatus de patriarca del estilo para Panhou.

Al final, y pese a todas las circunstancias, el segundo hijo de Yang Luchan, Yang Panhou, habría sido el “cabeza del estilo” en la segunda generación de la familia Yang. Por ese entonces habrían surgido ya los estilos Wu-Hao (Wu Yuxiang, sus hermanos y sobrinos), el estilo Yang Imperial, ambos independizados por completo del estilo Yang y Quan Yu, como maestro del estilo Yang, bajo la autoridad de Yang Panhou.

En la historia de la segunda generación del estilo Yang hay otro personaje de vital importancia, Yang Chienhou, hermano pequeño de Panhou y también consumado maestro.

Al parecer el carácter de ambos hermanos era muy diferente. Panhou era brutal con sus alumnos, gustaba de pelear y en general, poco “amigable”. Tuvo un hijo y una hija de los que no hay demasiada información. Si sabemos que la hija fue gravemente herida (o muerta según versiones) por su propio padre durante un entrenamiento con lanza… Del hijo sabemos que murió relativamente joven. Con ésto el linaje y enseñanza de Yang Pan Hou habría pasado a alumnos ajenos a la familia o a sus sobrinos, en especial Yang Shaohou.

Por su parte, Yang Chienhou, tuvo bastantes alumnos, dado su carácter más abierto y amable. Se sabe que tenía tres hijos, falleciendo el mayor en vida de su padre, aunque casado y con dos hijas. De este modo, además de los alumnos ajenos a la familia, el estilo quedaría en manos de sus dos hijos, el segundo, Yang Shaohou y el tercero, Yang Chenfu.

De nuevo, y de modo “irregular” y contrario a la costumbre china, en la tercera generación se “salta” al hijo mayor Yang Shaohou, el cual habría sido  por lógica quien debía dirigir el estilo, sobe todo si tenemos en cuenta que era 21 años mayor que su hermano pequeño, que había tenido oportunidad de ser entrenado por su padre, por su tío y muy probablemente por su abuelo en su infancia.

Se sabe que Yang Shouhou no era una persona simpática. No aceptaba alumnos que previamente no hubieran sido instruidos por Wu Jian Quan o por su hermano Yang Chenfu. Era contrario a enseñar de forma abierta a cualquiera y tuvo pocos (y escogidos) alumnos, a los que enseñaba con rigor y dureza.

Sin embargo, no es el “cabeza de estilo” , el referente de la familia Yang en la tercera generación. ¿Por qué?. La primera razón es que no deja hijos, aunque si alumnos. La familia Yang entonces queda en manos de Yang Chenfu. Yang Chenfu, al contrario que su hermano, era una persona mucho más abierta y amable. Tuvo muchos alumnos y a la muerte de su hermano, todos le reconocían como el “mejor” del momento dentro de la familia y el estilo, aunque entre ambos había notables diferencias técnicas.

Para complicar aun más las cosas, cada uno del los maestros citados, creo sus propias versiones del estilo.

Yang Luchan practicaba la vieja forma, de la que hay pocos datos fiables. Yang Pan Hou desarrolló la “forma pequeña”, de posturas más altas y presumiblemente velocidad “rápida”. Yang Chienhou, desarrolló la “forma media”. De sus hijos, Yang Shaouhou, se especializó en la “forma pequeña”, influenciado por el trabajo de su tío Pan Hou, desarrollando una forma de entrenar “dura y corta”. Yang Chenfu se especializó en la “forma larga”, desarrollando un estilo suave y poderoso, aunque se sabe que practicaba otra forma “cerrada”, a velocidad rápida, es de suponer que similar a la de su hermano mayor.

Y pasamos a la cuarta generación. Y como es “tradición” en la familia Yang, al primer hijo nos lo saltamos.

Yang Shouzhong fue el hijo mayor de Yang Chenfu, su asistente y por lógica “heredero”. Vivió sus últimos años en Hong Kong donde enseñó su estilo a un pequeño grupo de alumnos. Sin embargo, a efectos “de linaje”, por razones no muy comprensibles, es su hermano pequeño y tercer hijo de Yang Chenfu, Yang Zhenduo quien dirige el estilo familiar en la quinta generación…, salvo porque un alumno de su padre (y también miembro de la familia, sobrino nieto de Yang Chenfu), el maestro Fu Zhonwen, también habría sido “heredero” del cargo de guardián del estilo, pasando el título a su hijo Fu Shenyuan.

Lo cierto es que Yang Zhengduo, apenas conoció a su padre (murió cuando tenía seis años), por lo que fue entrenado por su hermano mayor y por su “tío” Fu Zhonwen entre otros. En el caso de ambos, sus modos de ejecutar las formas y el resto de trabajos son muy similares. No sucede lo mismo con Yang Shouzhong, cuyo modo de practicar TCC sería notablemente diferente…

En todos los casos, las distintas formas de cada linaje, forma grande, pequeña y media, forma antigua…, son prácticamente la misma, aunque con modos de ejecución muy diferentes. Es más que probable que en realidad sean variaciones personales de cada uno de estos maestros al “especializarse” en un determinado modo o método de trabajo y entrenamiento y que aunque cada uno tuviera su especialidad, en realidad todos supieran y practicasen las otras variantes de sus familiares.

Estilo Yang auténtico…

El estilo Yang auténtico debería ser por lógica, en segunda generación el de Yang Panhou y continuar en la tradición de sus estudiantes. Es de suponer que eso sucede con sus sobrinos Shaouhou y Chenfu, aunque no deja de ser eso, una suposición ante la figura tanto del abuelo Yang Luchan, como de su padre Yang Chien Hou que habría desarrollado el “estilo medio” y que se supone habría influenciado también en mayor o menor medida a sus hijos.

En tercera generación, deberá ser Yang Shouhou el referente y su linaje continuado por sus alumnos, incluídos sus sobrinos…, aunque la familia en principio reniega de este dato, tomando a Yang Chenfu como único referente del estilo familiar.

En cuarta generación, tendríamos a Yang Shouzhong, cuyo estilo, según algunos estaría muy influenciado por el método de su tío Yang Pan Hou e incluía la forma forma rápida de su padre, y que era muy diferente del de su hermano Yang Zhenduo. Su curriculum sería en gran parte considerado como ajeno al de la familia por su hermano y “primo”. Quedan pues Yang Zhenduo y Fu Zhongwen, que una vez fallecido, dejaría el puesto a su hijo Fu Shenyuan.

Existen además otros miembros de la familia Yang que no llevan el apellido, por ser descendientes de las hijas de miembros de la familia y por lo tanto heredar el apellido de sus padres (Fu Shenyuan es uno de estos casos, pero no el único).

Determinar qué es y que no es “auténtico estilo Yang”, es como vemos algo complejo y problemático. Poseer un linaje es una primera garantía, pero no es para nada improbable que linajes “secundarios” puedan generar practicantes tan o más diestros en el TCC del estilo Yang que el de los linajes “oficiales” y desde luego igual de “puros” que éstos aunque tal vez no igualmente reconocidos.

Y por último recordar, que el linaje no te va a solucionar las papeletas que te mande la vida. Lo importante no es saber como te “apellidas”, sino si eres digno de ese apellido y si estás a la altura del mismo.

 

Anuncios